ES MI OPINIÓN: LA MUERTE DE RANULFO PORTILLO, “LA MUÑECA” PRONOSTICA UN PANORAMA FUNESTO EN LA PAZ.

agosto 31, 2015 0 Por Pablo Diestro
Invertirás 2 minutos de lectura
Por: Max Rodríguez

Días aciagos son los que esperan a la capital de Baja California Sur, la muerte de Ranulfo Portillo López, alias “La Muñeca”, en la ciudad de Culiacán, Sinaloa, tendr:á repercusiones muy serias, porque posiblemente exista una breve pausa, pero no habrá acuerdos y la venganza entre los narcotraficantes se dejará sentir, por ello es ahora cuando más se requiere de una verdadera seguridad pública, de una vigilancia real, de que las acciones de la policía preventiva se dedique más a fondo.

Será la lucha entre los del Norte y los del Sur,  una guerra que parece no tener fin porque ninguno de los dos bandos quiere entregar la plaza, ahora con la caída de “La Muñeca”,  tal parece que se intensificará la lucha que sostienen, como ya se ha mencionado, Dámaso “El Licenciado” López Núñez e Ismael “El Mayo” Zambada y Rolando González “El compadrón”.
Ranulfo era quien tenía el control de la zona Sur, teniendo como segundo a El Pepillo, por ello esto no puede decir que se acaban los crímenes, solo habrá tregua  mientras aparece una nueva cabeza.
Todos ellos quieren, por la fuerza, a sangre y fuego, el control de la plaza del narco menudeo en la zona norte, pero es que aún se quiere el poder en lo que se refiere al trasiego de marihuana y cocaína procedente del sur del continente hacia los Estados Unidos de Norteamérica, eso es lo que se busca con mayor poderío, porque es lo fundamental para la gente de “La muñeca”, que sostienen una lucha incesante con el cartel de Sinaloa.
Esta guerra por “la plaza”, por el poder del trasiego de la droga procedente del sur del Continente Americano, esa es la realidad por la que se están peleando las células, generando la peor vio9lencia que se haya tenido en este puerto.
Pero todo eso se puede controlar, disminuir hasta donde sean posibles los crímenes, las ejecuciones de quienes se dedican al narco menudeo, de uno y otro bando, siempre y cuando las policías preventivas se coordinen para realizar verdaderas acciones de vigilancia, de brindar realmente seguridad pública a la población.
Se han visto retenes de la policía preventiva en la salida a Los Planes, en Agua Escondida, en El Centenario, pero son por momentos, dos o cuatro horas máximo, cuando estos deben ser por 24 horas, tres turnos de 8 horas para así brindar verdaderamente una seguridad pública a la población.
Con estas acciones se dará certeza a la ciudadanía, se brindará confianza y se terminará con ese miedo de que en cualquier momento uno puede ser víctima del “daño colateral”, por ello debe aumentar la vigilñancia, los filtros de 24 horas, porque colocarlos por algunas horas solamente no funciona, no sirven de nada.
Es a partir de este momento cuando debe estar debidamente reforzada la vigilancia, mantener esa seguridad pública de 24 horas, de brindar certeza a la población civil de que se trabaja para darle confianza.