Baja California Sur es una de las entidades del país con mayor deterioro de la seguridad pública; de 2011 a 2016 la tasa de homicidios se duplicó y la tasa de delitos cometidos con arma de fuego aumentó siete veces, afirmó el Presidente del CDE del PRI, Héctor Edmundo Salgado Cota, al calificar de preocupante que el mes de enero del año en curso hubo 55 ejecuciones, lo que significa un incremento del 685 por ciento con respecto del mismo mes del año anterior.

Señaló que los cinco municipios de Baja California Sur son víctimas de la violencia que no tiene límites y que ha provocado intranquilidad, desesperanza y miedo entre los habitantes del Estado, sin que hasta ahora se vislumbre una solución por parte de las autoridades.

Lamentó el Presidente estatal del PRI que Baja California Sur se ubique junto con Guerrero, Sinaloa, Morelos y Baja California entre los Estados con mayor tasa de crímenes de la delincuencia organizada, por eso La Paz, Los Cabos y Comondú son municipios cuya tranquilidad social ha sido trastocada con hechos de sangre nunca vistos en la historia del Estado.

Aún cuando la seguridad pública es una obligación constitucional de los tres niveles de gobierno, Salgado Cota reiteró que para atender este problema se requiere de una estrategia con la participación de la sociedad civil, de todas las fuerzas políticas, de las organizaciones no gubernamentales, para poder enfrentar el flagelo que lastima a las familias sudcalifornianas.

Se debe convocar a la integración de un frente intersectorial, público, social y privado, para combatir la inseguridad que nos afecta a todos y que ubica a Baja California Sur como una de las entidades peor calificadas, puntualizó el Presidente del CDE del PRI.

- Publicidad -
loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here